Oki Sato, fundador de Nendo, cuenta la historia de Dragonfly

Es uno de los diseñadores más innovadores y prolíficos del panorama internacional. Oki Sato, arquitecto de formación y fundador del estudio Nendo, con sedes en Tokio y Milán, es conocido por haber renovado el minimalismo tradicional japonés. Nacido en 1977 en Toronto (Canadá), Sato cree en la atención a la vida cotidiana y a las pequeñas cosas como método para mejorar la vida. Su maestría contando historias complejas a través de formas sencillas y elegantes se plasmó en la colección de alfombras Dragonfly, su primera colaboración con GAN, de la que nos habla en esta entrevista.


¿Cuándo empezó tu colaboración con GAN?
Nuestros caminos se cruzaron en 2012.


¿Cómo surgió la colección?
La idea era diseñar una alfombra con el dibujo de unas alas de mariposa y libélula ampliadas. En lugar de crear artificialmente un nuevo diseño, modificamos la escala de una forma natural que ya existía para conseguir una nueva forma de ver el mundo.


¿Qué te inspira?
Soy como una centrifugadora en movimiento constante y un pez que moriría si no siguiera nadando. Si me concentro en solo uno o dos proyectos, solo puedo pensar en uno o dos proyectos. Pero si pienso que trabajaré en cerca de 400, me relaja.


¿Cuál es tu filosofía del diseño?
Darle a la gente un “pequeño momento”. ¡Hay tantos pequeños momentos escondidos en nuestro día a día! Pero no los reconocemos. E incluso cuando lo hacemos, tendemos inconscientemente a reajustar nuestras mentes y olvidar lo que hemos visto.
Nosotros creemos que estos pequeños momentos son los que hacen nuestra vida cotidiana tan interesante y rica. De ahí que queramos reconstituir lo cotidiano recopilando y transformando esos momentos en algo que sea fácil de entender.
Nos gustaría que las personas que se han encontrado con diseños de Nendo hayan experimentado intuitivamente estos momentos mínimos. Este es el trabajo de Nendo.


Premiado como el Diseñador del Año por la revista británica Wallpaper, las creaciones de Oki Sato se pueden ver en los museos más prestigiosos del mundo, como el Museo de Arte Moderno de Nueva York (MOMA), el Victoria & Albert Museum de Londres, el Centre Pompidou de París o el Israel Museum de Jerusalén.